insulin_nation_tatooing_tips_t1d_spanish_img_1820_945px

Cómo La Gente con Diabetes Pueden Hacerle a un Tatuaje

6 consejos de un aficionado de los tatuajes que tiene Diabetes Tipo 1.

Por Chris Clement

Quería hacerme un tatuaje, pero mucha gente me disuadió de hacerlo debido a mi diabetes de Tipo 1. Los detractores me dijeron que no nos sanamos suficientemente, que nos enfermamos demasiado fácilmente y que simplemente corríamos demasiado riesgo.

Entonces empecé a notar a gente con tatuajes relacionados con la diabetes. Algunos los llevaron en las muñecas en lugar de las pulseras de MedicAlert. Otros llevaron tatuajes más elaborados en otras partes del cuerpo. Aprendí de Darren Brass, un artista tatuador de Miami con la diabetes de Tipo 1. Leí en Diabetes Mine del tatuaje de un columnista. Aparentemente sí podíamos tatuarnos.

Por supuesto, como toda cosa en la vida, la gente con la diabetes tiene más que considerar en cuanto a los tatuajes. Hay riesgos, claro, dado que un tatuaje es una herida abierta. Además, algunos con la diabetes se curan más lentamente que otros, haciendo que la herida abierta sea más vulnerable a la infección. Muchos de nosotros también sufrimos por la mala circulación, y por eso los tatuajes en las partes más lejos del corazón corren aún más riesgo.

Después de hacer mis investigaciones, decidí hacerme mi propio tatuaje diabético. Al principio, pensaba que sería una idea genial hacerme uno de MedicAlert. Pero después de pensarlo más, determiné que un tatuaje más elaborado sería una manera de hacerme dueño de mi diabetes. Sin esconderme, sin ignorarlo, sin escaparme, sería un recordatorio constante para mí mismo.

Eso es lo que hice para asegurar que mi primer tatuaje fue sin complicaciones:

-Asegurarme de que mi nivel de A1C era menos de 7.0.
-Asegurarme de que mi glucemia promedio durante los 14 días anteriores era menos de 140 mg/dL.
-Recibir la aprobación de mi médico antes de presentarme para el tatuaje.
-Asegurarme que había escogido el artista tatuador correcto, uno que tenía una buena reputación y una tienda limpia.
-Traer una merienda conmigo y revisar la glucemia por lo menos una vez durante la sesión.
-Seguir todas las instrucciones del artista de cómo cuidarme del tatuaje muy cuidadosamente.

Ahora soy el dueño muy orgulloso de un tatuaje vibrante que es un juego basado en el Bastón de Asclepios (serpiente y vara), símbolo de los médicos. Para ver otras posibilidades para tatuajes diabéticos, se puede visitar mis páginas de Tumblr y Facebook.

La decisión de tatuarse es enteramente personal, pero la diabetes no se debe detenerle por completo de considerarlo.

Traducido del inglés por Teresa Greppi

¿Quiere más noticias sobre diabetes? Suscríbete aqui.